¿Qué es un Cultivo en Hidroponía?

Atrás

Lechuga cultivada en hidroponía

¿Qué es Hidroponía?

La respuesta corta es… bueno depende. El primer uso escrito de la palabra no apareció sino hasta 1937 en la publicación de la revista Science en un artículo de WF Gericke, donde acuño la palabra hidroponía a través del idioma griego: “Hydro” que significa “agua” y “ponos” que significa “trabajo, esfuerzo”. En pocas palabras: “trabajar con agua”. Aun así, hay debates sobre lo que constituye exactamente la hidroponía, como es el caso de “cultivo en agua” vs. “cultivo sin suelo”.

Por estricta definición de la palabra, el «cultivo en agua» es el único tipo de “hidroponía verdadera”, en el cual se utiliza solamente una solución acuosa que contenga todos los elementos esenciales en cantidades adecuadas para producir plantas. Sin embargo, una interpretación más amplia de la palabra deja un espacio para “cultivo sin suelo” en donde las plantas son producidas empleando un sustrato sin suelo (ej. A base de turba, lana de roca, fibra de coco, perlita, etc. ) al cual se le suministra una solución de agua con nutrientes. Para hacer más confusas las cosas, ¡muchos productores utilizan sistemas híbridos que combinan estas dos definiciones!

Por lo tanto, ¿De qué manera se hace exactamente? ¿Qué plantas se pueden producir? Y mucho más importante, ¿Es rentable?

Tipos de Sistema Hidropónicos

Los sistemas actuales de hidroponía pueden ser divididos en dos grupos distintivos: sistemas que operan sin sustrato (“cultivo en agua”) y aquellos que operan con sustratos (“cultivo sin suelo”). Ejemplos de sistemas de “cultivo en agua” incluyen la técnica de película de nutriente (NTF por sus siglas en inglés), cultivo en agua profunda (DWC por sus siglas en inglés) y aeroponía. Por el contrario, los ejemplos de sistemas de “cultivo sin suelo” incluyen flujo y reflujo, sistemas por capilaridad, cubeta holandesa o cultivos en bolsas.

Independientemente del tipo de sistema, el principio básico detrás del diseño de cada sistema hidropónico es que una solución acuosa debe contener todos los nutrientes esenciales en las cantidades adecuadas para el crecimiento óptimo de las plantas. Esto se logra utilizando un método de riego estático, donde las plantas se asientan dentro o encima del agua estacionaria, o en un método con riego móvil, donde se les suministra un chorro de agua (con nutrientes) continuo a las raíces de las plantas y se recircula con una bomba (vea figura 1).

Tipos de Sistemas Hidropónicos

Figura 1. Esta figura muestra varios «cultivos en agua» y «cultivos sin suelo» en los diferentes sistemas hidropónicos que existen.

Selección de Sustrato para el Cultivo Hidropónico sin Suelo

El mejor sustrato para seleccionar en un sistema hidropónico «sin suelo» es uno que ofrezca una buena porosidad, baja retención de agua y buen drenaje. Esto es necesario para asegurar que las plantas no permanezcan anegadas durante periodos prolongados de tiempo en los contenedores. Una excelente opción con respecto a los productos PRO-MIX es el sustrato PRO-MIX HP, el cual tiene como característica particular una alta proporción de perlita-a-turba, está diseñado para ayudar a los productores hidropónicos a alcanzar resultados máximos en las necesidades de sus cultivos. Ingredientes activos como BIOFUNGICIDE + MYCORRHIZAE, pueden ser incorporados para proteger el sistema radicular contra ciertas enfermedades de la raíz, y para incrementar la absorción de nutrientes mejorando el crecimiento de la planta.

¿Cuáles Plantas se Pueden Producir en un Sistema Hidropónico?

Los sistemas hidropónicos pueden ser utilizados en una gran variedad de especies de plantas, como hortalizas, frutas, hierbas finas y hasta plantas florales. Sin embargo, antes de seleccionar la planta, ¡Es muy importante considerar primeramente el tipo de sistema respectivo que será empleado para producir estas plantas!

En general, las plantas con vegetación pequeña son más adecuadas para los sistemas hidropónicos a menos que se combinan con un sistema de soporte aéreo para sostener a las plantas a medida que crecen (por ejemplo, un sistema de enrejado). Los cultivos más comunes producidos en hidroponía incluyen lechuga, col rizada, albahaca, tomates, pepinos, pimientos y fresas.

Sistema de raíces en hidroponía

Ventajas de La Hidroponía

Cuando se trata de producir hidropónicamente, estos sistemas ofrecen una gran variedad de beneficios sobre otras prácticas de producción de plantas. Los beneficios asociados con los sistemas hidropónicos incluyen altas tasas de producción, incremento en la calidad de la planta, menor uso de agua, menor área de producción requerida, y el potencial de producir todo el año en casi cualquier lugar. Por lo tanto, estos sistemas pueden ser bastante rentables haciéndolos deseables tanto para los aficionados a la jardinería como para los productores profesionales.

Desventajas de la Hidroponía

Aún cuando la producción hidropónica nos ofrece ventajas mejoradas, e # xisten varias desventajas distintivas. Primero, este sistema requiere una amplia experiencia técnica “conocimiento” para su instalación, operación y monitoreo; además su mantenimiento puede ser costosos. Segundo, estos sistemas son vulnerables a los cortes de electricidad y requieren de sistemas de respaldo de energía en caso de emergencia. Por último, las plantas producidas hidropónicamente son más susceptibles a las enfermedades trasmitidas por agua, ya que una vez en el sistema, estas pueden propagarse rápidamente de una planta a otra debido a la interconexión de estos sistemas. Por esas razones, se recomienda precaución y planificación.

Para más información, contacte a su Representante de Servicios al Productor.

PRO-MIX® es una marca registrada de Premier Horticulture Ltd.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *